lunes, 26 de julio de 2010

"FRAZADAZO" POR LOS SIN TECHO


Personas en situación de calle, acompañadas por dirigentes sociales y políticos, marcharon hasta la Jefatura de Gobierno para exigir un plan de inclusión para los sin techo para que no se repita otra muerte como la ocurrida el domingo 4 de julio.


Por Gustavo Veiga

Con una simbólica bandera hecha frazada y bajo la consigna “se va a acabar, se va a acabar, lo de la gente sin hogar”, se realizó ayer una marcha por la problemática de las personas en situación de calle. Mil asistentes convocados por distintas organizaciones sociales y referentes políticos se movilizaron desde el Obelisco hacia la Jefatura de Gobierno porteño. Indigentes organizados, la Red en La Calle, Proyecto Sur, los movimientos MTD Aníbal Verón y Barrios de Pie, la CTA de Capital Federal, entre otros, le entregaron un petitorio de ocho puntos (exigitorio, así lo llaman) a la administración macrista. Reclamaron medidas como un plan de inclusión para los sin techo, la emergencia habitacional, una atención médica no discriminatoria y exigieron que no se repita una muerte más como la del bebé que falleció debajo de la autopista 25 de Mayo el domingo 4 de julio.


El diputado nacional Pino Solanas se puso a tono con la consigna de la movilización. Lucía cubierto con una frazada y un gorro de lana, aunque ya se le había anticipado la tos. Sumado al grupo de personas sin hogar que enfiló por la 9 de Julio y la Avenida de Mayo hasta la sede del gobierno, caminaba junto a sus compañeros de bancada Claudio Lozano y Liliana Parada. “Es una vergüenza que en la ciudad más rica de la Argentina tengamos 15 mil personas en situación de calle. El drama de estos proyectos neoliberales es que les sobra la gente. A Cavallo le sobraba un tercio y a Macri, más o menos le está sobrando toda la parte sur de la ciudad. Es un gobierno que ha hecho una división clasista de la sociedad”, comentó.


Las pancartas de la marcha describían qué piensa la población sin recursos, que duerme a la intemperie y está librada a las contingencias de un invierno inclemente. “Basta de gente sin casa y de casas sin gente”; “Macri, tus hijos no se mueren de frío ¿no?”; “Pablo Díaz-Macri, asesinos de niños en la calle”, decía la más dura contra el responsable del área de Atención Inmediata y el jefe de Gobierno.


Parada informó que acaba de presentarse en el Congreso el proyecto de ley nacional para las personas en situación de calle. Ya había sucedido otro tanto con uno semejante en la Legislatura porteña. La diputada especializada en esta problemática aportó: “Los otros días murió un bebé de 26 días. No tuvo una oportunidad. Hubiera querido que Luisito tuviera una vida distinta. La de él, como las de tantas personas que marcharon con frazadas, son vidas negadas. Queremos que sean vidas en acción, que se vean. Macri desprecia a los pobres. Lo único que hizo fue utilizarlos para una foto de campaña”.


Los legisladores Laura García Tuñón, María América González, Fabio Basteiro, Raúl Puy y María José Lubertino también se entremezclaron con dirigentes sociales como Carlos Chile, del MTL, y Horacio Avila, de Proyecto 7, la organización que redactó el proyecto de ley para la protección y restitución de los derechos de las personas en situación de calle. “Esto que pasa es como el compendio de todas las situaciones sociales. La movilización, a la que asistieron organizaciones y varios legisladores, quizá sea una posibilidad de unir de acá en adelante las próximas luchas contra el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires. Seguiremos movilizándonos. No vamos a permitir más muertes en la calle”, afirmó Avila. El dirigente caminó a la cabeza de la marcha bajo una consigna contundente escrita sobra varias frazadas anudadas: “La calle no es un lugar para vivir.”

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada