martes, 5 de enero de 2010

ARTURO PARRILLA BONILLA, OBISPO Y LUCHADOR DE LOS PERSEGUIDOS EN PUERTO RICO


Monseñor Antulio Parrilla-Bonilla(1919-1994)


Nacido en San Lorenzo, Puerto Rico.
Monseñor Parrilla fue ordenado sacerdote diocesano en 1952. Hombre de visión, estudio y oración, realizó diversos trabajos siendo sacerdote. Ya fuera como ayudante en la Cancillería de San Juan o en una parroquia, se destacó en el trabajo social con las comunidades.


Fue director de la Acción Social Católica, asesor de la JOC y un gran propulsor del movimiento cooperativista. En 1957 ingresa como jesuita en la Compañía de Jesús. En 1965 fue consagrado Obispo Titular de Ucres y Auxiliar de Caguas. Más tarde dirigió el Seminario Regina Cleri de Ponce. Fue profesor en el Instituto de Cooperativismo de la Universidad de Puerto Rico. Fundó el Centro Social Juan XXIII para la formación del laicado. Escritor asiduo en diarios locales y extranjeros, defendió muchas causas en su afán por ver redimido al pueblo puertorriqueño.


En 1990, Monseñor Parrilla decide donar su colección bibliográfica íntegra a la Biblioteca P. Martin J. Berntsen, O.P. del Centro de Estudios Dominicos del Caribe. En este año comienza a trasladar parte de la misma a la Biblioteca, proceso que se culminó luego de su fallecimiento el 3 de enero de 1994.


La Biblioteca ha organizado el Fondo Documental Monseñor Parrilla en ocho áreas:
- Libros, revistas y periódicos
- Archivo vertical
- Trabajos personales
- Actividades personales
- Recortes de periódicos con temas
- Recortes de periódicos sin temas
- Otra documentación encuadernada
- Otra documentación sin encuadernar


Además, se ha completado el Índice de los trabajos y actividades personales, y se han publicado selecciones de escritos de Monseñor Parrilla y otras actividades relacionadas al Fondo Documental.


En el Fondo Documental se encuentra información relacionada con una diversidad de asuntos. La temática de los documentos se puede clasificar en tres grandes bloques: los temas religiosos y eclesiales; los temas políticos; y los temas sociales. Dentro de cada una de estas grandes áreas se destacan diversos tópicos, a saber:


- La renovación de la Iglesia Católica
- La Virgen de la Monserrate y otras advocaciones
- Doctrina y acción social dentro de la Iglesia
- El cooperativismo
- El Servicio Militar Obligatorio
- Vieques y la Marina de Guerra en EE.UU.
- Neomaltusianismo y control de la natalidad
- La descolonización de Puerto Rico
- El sindicalismo
- La vida religiosa
- Relaciones entre Puerto Rico y Estados Unidos
- Comentarios bíblicos


Como el fundador del cooperativismo en Puerto Rico, el novoescocés Padre José MacDonald, el Monseñor Parrilla confiaba en la promoción humana y social entre los pequeños y desposeídos. Proponía que el florecimiento del cooperativismo en la clase media repercutiera favorablemente en la superación solidaria de los más pobres, quienes se unirían a esta filosofía liberadora. La escuela de Antigonish recoge los ideales de Rochdale (1844), para reorientar la economía hacia el pueblo. De este modo, surgiría una renovación popular y la reestructuración de la sociedad.


Cooperativizar la economía significa “convertir en cooperadores a todos los consumidores y todos los productores primarios” (A. Parrilla, S.J., Cooperativismo en Puerto Rico, una crítica, 1975). De acuerdo a Aníbal Colón Rosado, y citando a Juan Soto, La doctrina social y el espíritu cooperativista coinciden en sus postulados más sublimes. La encíclica Rerum novarum (1891) contribuyó a fortalecer la vida social cristiana, que a su vez impulsó y consolidó la creación de cooperativas. Asimismo, el magisterio ha subrayado el aporte de las empresas cooperativas al valor del trabajo, la responsabilidad personal y social, y la experiencia democrática.


"Todo ser que tiene un intelecto y una voluntad ha sido creado para buscar la verdad y el bien, y así es capaz de conseguir la felicidad." Mons. Antulio Parrilla Bonilla, SJ

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada