lunes, 25 de junio de 2012

REMEDIO PARA LAS NECESIDADES

La organización B’nait B’rith Argentina lleva adelante un programa de donación de medicamentos en las poblaciones carecientes de todo el país, desde hace más de diez años. Distribuyen 80 toneladas de medicamentos por valor de 75 millones de dólares.
 
El programa de donación de medicamentos de B’nait B’rith Argentina, organización judía defensora de los derechos humanos, cumplió diez años de servicio en el país y ya entregó de forma gratuita unas 80 toneladas de medicinas en hospitales y centros de salud públicos por un valor de 75 millones de dólares. El objetivo de la iniciativa, surgida en respuesta a la crisis del 2001, es mejorar la calidad de vida de personas en situación de vulnerabilidad con patologías crónicas como enfermedades cardíacas, respiratorias, renales, óseas, neurológicas, infecciosas o psiquiátricas.
“El Programa de Donación de Medicamentos Adolfo Cheistwer empezó como un pequeño aporte o medida de emergencia ante la gravedad de la crisis económica del 2001 y con los años fue creciendo hasta llegar hoy a las 24 provincias del país, como un servicio complementario a los planes estatales”, explica Daniel Sporn, responsable del Centro de Acción Comunitaria de B’nait B’rith Argentina. En la última década, “uno puede notar una mejora notable en la disminución de la pobreza y en el acceso a la salud en el país, pero hay una parte de la población que todavía está fuera del sistema porque no tiene trabajo formal y, entonces, tampoco cobertura social”.
Hoy, el proyecto que conserva su espíritu original de ayudar a quien más lo requiere –“es condición imprescindible que los medicamentos se entreguen a población carenciada que no tiene acceso ni cobertura para adquirirlos”, dice Sporn– es reconocido por su magnitud y alcance nacional. La Cancillería argentina, que interviene en la gestión de ingreso de los medicamentos al país, calificó la donación de 2011 como la más importante que recibió Argentina en todo el año. En lo que va de 2012, B’nait B’rith lleva donados medicamentos por 4,5 millones de dólares a su precio de origen.
El programa distribuye medicinas y tratamientos que a su vez son donados por la Brother’s Brother Foundation (BBF). “Por la legislación de Estados Unidos –detalla Sporn– los laboratorios americanos no pueden comercializar medicamentos a los que les quede menos de un año de vencimiento. Entonces, lo que hacen es donarlos a esta fundación que los entrega en más de 80 países y en todos los continentes. Luego, nosotros nos encargamos de los costos de envío a Buenos Aires y, en asociación con Fundación Osde, los distribuimos.”
B’nait B’rith –se pronuncia “benaiberit”, aunque los integrantes del organismo lo apodaron cariñosamente “benbrit”– significa “hijos del pacto, del pacto de Abraham con Dios”, explica el presidente del organismo con sede en Buenos Aires, Mario Wilheim. La organización nació en Nueva York en 1843, y casi un siglo más tarde desembarcó en Argentina (en 1930) junto a los judíos que emigraban desde Alemania. Hoy, tiene más de 180 mil socios en todo el mundo y su sede en Washington D.C. Es la organización judía internacional de servicios a la comunidad más antigua en el mundo.
En Argentina, sirve hace más de 80 años a la comunidad bregando por una democracia pluralista y la dignidad de todos los hombres. Según Wilheim, la organización argentina se construyó a nivel local sobre las patas de la defensa de los derechos humanos, la realización de aporte social comunitario y el diálogo interconfesional, con actividades de difusión, por ejemplo, de la pascua judía y de la Noche de los Cristales.

Informe: Rocío Magnani.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada